© Canal Des Deux Mers
Una variedad de paisajes para sorprenderse

El Canal des Deux Mers

En bicicleta, en barca : Tomar su tiempo

Canal des Deux Mers o el suroeste con suavidad

La mayor obra de su época, el Canal du Midi, se interrumpió en Toulouse por falta de financiación. En el siglo XIX, se prolongó por el canal del Garona desde Toulouse hasta Castets-en-Dorthe, cerca de Burdeos. El conjunto forma el Canal des Deux Mers, desde el Mediterráneo hasta el Atlántico. Es un sitio turístico importante. Esta consagración se debe tanto a los paisajes y pueblos atravesados como al propio medio de transporte. Bajo las verdes copas de los plátanos, el ritmo pausado del crucero es sinónimo de turismo lento, relajación y ausencia de estrés.

Estructuras de ingeniería excepcionales

El Canal del Garona cuenta con numerosas estructuras de ingeniería, algunas de ellas tan ingeniosas como espectaculares. El puente-canal de Cacor y el puente giratorio de Saint Jacques, ambos en Moissac, o la pendiente de agua de Montech son buenas excusas para hacer una parada.

Más de 700 km de rutas ciclistas.

Del Atlántico al Mediterráneo

Esto es posible gracias a la Vía Verde que bordea el Canal de los Dos Mares, de Royan a Sète. En Tarn et Garonne, el itinerario retoma el antiguo camino de sirga donde las casas de huéspedes, hoteles y campings certificados Accueil vélo (acogida bicis) esperan al ciclista en condiciones de acogida y de confort adaptados.

Todo el

Canal des Deux Mers

Paseos, almuerzos de crucero, fines de semana...
¿Quiere descubrir el Canal de una manera diferente?

La Compagnie fluviale du Midi, situada en Montauban, le invita a subir a bordo de su barco «Olympe» y de su gabarra «Gaïa» para navegar por el Canal de Garona o el Tarn.

La tripulación de la compañía fluvial le llevará de esclusa en esclusa para descubrir este increíble canal a la sombra de los plátanos.

Reserve ahora su crucero visitando su sitio web.

Durante el verano

Festival Convivencia

escena de navegación en El Canal

Una barcaza transformada en escena de navegación, paradas musicales a lo largo del Canal: esto es el Festival Convivencia. Con acceso gratuito, el público puede reunirse en las orillas en un ambiente de guinguette donde puede compartir una bebida y comer. En la cubierta de la barcaza actúan artistas actuales de músicas del mundo; el programa es diferente en cada escala.